¿Cómo tratar el dolor de cabeza en el embarazo?

Es indispensable consultar al médico antes de tomar cualquier tipo de medicamento. Sin embargo, existen otras alternativas para evitar los dolores de cabeza y las migrañas durante los meses gestación.

Es indispensable consultar al médico antes de tomar cualquier tipo de medicamento. Sin embargo, existen otras alternativas para evitar el dolor de cabeza en el embarazo y las migrañas durante los meses gestación.

En el embarazo sólo deben utilizarse remedios si es muy necesario. Las indicaciones con respecto a los dolores de cabeza, migrañas y jaquecas serán de acuerdo con el trimestre de gestación que se esté cursando.

En todo caso, es indispensable la supervisión médica debido a que algunas sustancias, como la ergotamina, pueden ocasionar contracciones del útero y complicar la gestación.

Terapias alternativas para el dolor de cabeza en el embarazo

Una forma de evitar los dolores de cabeza durante este período consiste en la práctica de diversas técnicas que trabajan reduciendo los niveles de:

  • Estrés
  • Tensión muscular
  • Ansiedad

Tratamiento para el dolor de cabeza en el embarazo

Algunos métodos que se utilizan para tratar el dolor de cabeza sin medicamentos pueden ser los siguientes:

  • Biofeedback, una práctica tradicional utilizada en todo el mundo que permite controlar ciertos parámetros corporales que influyen en el dolor.
  • Digitopuntura, que se basa en aplicar presión en los puntos de energía tradicionales chinos.
  • Masajes, que son efectivos para relajar y controlar el estrés.

Otras técnicas como la relajación muscular progresiva y el entrenamiento autógeno, por ejemplo, son muy eficaces, pero sólo personal entrenado en estas metodologías debe realizarlas. A su vez, el tratamiento individualizado por cada paciente dependerá de la intensidad del dolor y de los síntomas asociados, por ejemplo, nauseas o vómitos.

Desde nuestro hogar

Algunas conductas que se pueden implementar en el hogar para tratar los dolores de cabeza pueden ser:

  • Descansar
  • Colocar paños fríos sobre la frente

Si el dolor de cabeza no desaparece, se puede utilizar paracetamol. Sin embargo, no hay que dejar de consultar con el obstetra cuál puede ser la mejor medida para encontrar las causas y tratar esta molestia durante el embarazo sin dañar la salud del bebé.

Te puede interesar

2 semanas de embarazo, ahora la ovulación es la estrella

Saber cuándo la mujer comienza a ovular es importante para aquellas parejas que buscan el embarazo. Si bien la mayoría no detecta este ciclo, hay síntomas naturales y test que ayudan a calcular los días fértiles.

El embarazo y la ovulación tienen una relación muy cercana, es por eso que conocer en detalle este proceso es importante si estás buscando quedar en embarazo. Si bien la mayoría no detecta este momento del ciclo, hay síntomas naturales que te ayudarán a identificar estos días fértiles. Pero antes hablemos de las dos primeras semanas de embarazo, hablemos de la ovulación.

El ciclo de la ovulación

El óvulo liberado en la ovulación desciende por la trompa de Falopio hacia el útero. Los espermatozoides ascienden, nadando contra la corriente, hacia el óvulo. Al encontrarse se da lugar a la fertilización. Ya que la ovulación ocurre en la mitad del ciclo menstrual, aproximadamente a los 14 días (de un ciclo normal de 28 días), este momento también hace parte de los primeros días de embarazo, más específicamente de la segunda semana de embarazo. Recuerda que para calibrar tu ”calculadora del embarazo” las semanas no se cuentan desde la fecundación del óvulo sino desde el inicio del último ciclo menstrual de la madre.

Después de 2 semanas de embarazo, no hay embarazo

Es fundamental que entendamos esto puesto que, para lograr el embarazo, es muy importante mantener relaciones sexuales antes de la ovulación ya que los espermatozoides, para llegar al óvulo, demoran un tiempo y la vida media del óvulo es de 24 horas, mientras que la de los espermatozoides varía de 24 a 48 horas.

La fertilización, que en general ocurre entre las 12 y las 48 horas de producida la ovulación, es el momento en que se define el sexo de tu bebé, dependiendo éste de si el espermatozoide que logra entrar al óvulo tiene carga genética masculina o femenina.

Muchas mujeres intentan conocer la fecha exacta de su ovulación para poder manejar mejor la situación. Esto se puede saber aprendiendo a identificar los siguientes síntomas de ello, aunque no sobra aclarar que su fiabilidad es variable. 

El cambio en el mucus vaginal, que se vuelve parecido a la clara del huevo, menos espeso al tacto que lo habitual. La temperatura corporal, que aumenta con la ovulación

Te puede interesar