¿Cómo se confirma un embarazo múltiple?

En la actualidad es muy raro escuchar que los padres se enteran de que esperaban dos hijos o más en el momento del nacimiento, como ocurría en el pasado. Debido fundamentalmente al control médico sistemático, en el presente los embarazos múltiples se descubren mucho antes del parto.

En la actualidad es muy raro escuchar que los padres se enteran de que esperaban dos hijos o más en el momento del nacimiento, como ocurría en el pasado. Debido fundamentalmente al control médico sistemático, en el presente los embarazos múltiples se descubren mucho antes del parto.

Si en tu historia familiar cuentas con antecedentes de mellizos o gemelos, o si han utilizado tecnologías reproductivas para lograr el embarazo, es importante efectuar el diagnóstico de un posible embarazo múltiple desde el comienzo. Además del examen y la historia médica completa.

Cómo se realiza el diagnóstico de un embarazo múltiple

- Prueba en sangre para diagnóstico de embarazo. Los niveles de gonadotropina coriónica humana (hCG) pueden ser bastante elevados en los embarazos múltiples.

- Alfafetoproteína. Los niveles de proteína liberada por el hígado del feto y encontrada en la sangre de la madre pueden ser altos cuando más de un feto está produciendo la proteína.

- Ecografía. La ecografía es el método que da el diagnóstico certero de que se trata de un embarazo doble, identificando inicialmente dos sacos gestacionales y en los meses siguientes las diferentes estructuras fetales. La realización de ecografías prácticamente apenas comenzado el embarazo es el motivo principal por el cual el diagnóstico de este tipo de embarazos es en la actualidad muy precoz.

¡Confirmado, estás esperando más de uno!

La confirmación médica de que estás esperando más de un bebé asusta. Por lo general la noticia sorprende a la embarazada y a su pareja tanto o más que a los demás. Genera incertidumbre, dudas y preocupación.

Cuidados especiales, gastos más elevados de lo previsto durante el embarazo ¡y por un montón de años!, mayor riesgo y luego más trabajo. No te preocupes, no eres la única que se siente así.

Consulta todas tus dudas y miedos con tu médico. Estar informada es el primer paso para estar tranquila. También es recomendable que busques información y te contactes con otras mamás de bebés múltiples, que podrán contarte cómo es la vida real en una familia con varios bebés. La experiencia de los que te precedieron en el camino suele ser muy útil y tranquilizadora.

Te puede interesar

2 semanas de embarazo, ahora la ovulación es la estrella

Saber cuándo la mujer comienza a ovular es importante para aquellas parejas que buscan el embarazo. Si bien la mayoría no detecta este ciclo, hay síntomas naturales y test que ayudan a calcular los días fértiles.

El embarazo y la ovulación tienen una relación muy cercana, es por eso que conocer en detalle este proceso es importante si estás buscando quedar en embarazo. Si bien la mayoría no detecta este momento del ciclo, hay síntomas naturales que te ayudarán a identificar estos días fértiles. Pero antes hablemos de las dos primeras semanas de embarazo, hablemos de la ovulación.

El ciclo de la ovulación

El óvulo liberado en la ovulación desciende por la trompa de Falopio hacia el útero. Los espermatozoides ascienden, nadando contra la corriente, hacia el óvulo. Al encontrarse se da lugar a la fertilización. Ya que la ovulación ocurre en la mitad del ciclo menstrual, aproximadamente a los 14 días (de un ciclo normal de 28 días), este momento también hace parte de los primeros días de embarazo, más específicamente de la segunda semana de embarazo. Recuerda que para calibrar tu ”calculadora del embarazo” las semanas no se cuentan desde la fecundación del óvulo sino desde el inicio del último ciclo menstrual de la madre.

Después de 2 semanas de embarazo, no hay embarazo

Es fundamental que entendamos esto puesto que, para lograr el embarazo, es muy importante mantener relaciones sexuales antes de la ovulación ya que los espermatozoides, para llegar al óvulo, demoran un tiempo y la vida media del óvulo es de 24 horas, mientras que la de los espermatozoides varía de 24 a 48 horas.

La fertilización, que en general ocurre entre las 12 y las 48 horas de producida la ovulación, es el momento en que se define el sexo de tu bebé, dependiendo éste de si el espermatozoide que logra entrar al óvulo tiene carga genética masculina o femenina.

Muchas mujeres intentan conocer la fecha exacta de su ovulación para poder manejar mejor la situación. Esto se puede saber aprendiendo a identificar los siguientes síntomas de ello, aunque no sobra aclarar que su fiabilidad es variable. 

El cambio en el mucus vaginal, que se vuelve parecido a la clara del huevo, menos espeso al tacto que lo habitual. La temperatura corporal, que aumenta con la ovulación

Te puede interesar