25 semanas de embarazo: Reforzar la comunicación en pareja

En esta etapa se reforzara el vínculo con tu pareja y con el bebé. La verdad es que tus dudas y expectativas también son las de tu par.

Durante las 25 semanas de embarazo es importante que en esta etapa se refuerce el vínculo con tu pareja y con el bebé. La verdad es que tus dudas y expectativas también son las de tu par.

Seguramente estás con la cabeza funcionando a toda máquina. No dejas de planificar cada detalle que falta para estar lista para el gran momento: la llegada de tu bebé. Sin embargo, es importante que entre tus visitas de control, las clases de preparación para el parto y las compras para el ajuar del bebé recuerdes incluir a tu pareja, por ello nada más acertado que aumentar la comunicación.

Tu cuerpo en las 25 semanas de embarazo

¿Cómo va el curso preparto? ¿Y los ejercicios? Para preparar tu cuerpo y tu mente hacia el día del parto es muy importante asistir al curso psicoprofiláctico.

Estos espacios de aprendizaje para la mujer constan de dos etapas: una fase orientada hacia lo psíquico y otra a lo físico.

Respecto al primer punto: aprendes a manejar tus miedos, ansiedades con diversas técnicas tales como terapia grupal, meditación, relajación.

El otro aspecto, no menos importante, te enseñan a preparar el cuerpo para concentrar la energía en donde debes ejercer presión para evitar dolores y desgarros.

Aprovecha lo que queda del tercer trimestre para salir e incluso para viajar, ya que aún estás en la etapa en la que si quisieras podrías, por ejemplo, volar.

Tu bebé en las 25 semanas de embarazo

Tu asombroso bebé mide ya casi 30 centímetros y pesa aproximadamente 800 gramos.

Su piel es traslúcida y arrugada.

Él te oye cuando le cantas.

Los vasos sanguíneos de sus pulmones se están formando y continúa el proceso de endurecimiento de sus huesos.

La columna vertebral va adquiriendo su compleja estructura.

Quizás ahora estés notando el patrón de movimientos de tu bebé que en general coincide con tu actividad y descanso diario.

Tratamos de ser lo más precisos posible, pero teniendo en cuenta que las tasas de crecimiento y desarrollo del embarazo son ocasionalmente diferentes en cada mujer, te recomendamos leer la semana de tu embarazo con un rango de una semana hacia adelante y una semana hacia atrás. Si tienes alguna duda adicional, consulta con tu médico.

Te puede interesar

2 semanas de embarazo, ahora la ovulación es la estrella

Saber cuándo la mujer comienza a ovular es importante para aquellas parejas que buscan el embarazo. Si bien la mayoría no detecta este ciclo, hay síntomas naturales y test que ayudan a calcular los días fértiles.

El embarazo y la ovulación tienen una relación muy cercana, es por eso que conocer en detalle este proceso es importante si estás buscando quedar en embarazo. Si bien la mayoría no detecta este momento del ciclo, hay síntomas naturales que te ayudarán a identificar estos días fértiles. Pero antes hablemos de las dos primeras semanas de embarazo, hablemos de la ovulación.

El ciclo de la ovulación

El óvulo liberado en la ovulación desciende por la trompa de Falopio hacia el útero. Los espermatozoides ascienden, nadando contra la corriente, hacia el óvulo. Al encontrarse se da lugar a la fertilización. Ya que la ovulación ocurre en la mitad del ciclo menstrual, aproximadamente a los 14 días (de un ciclo normal de 28 días), este momento también hace parte de los primeros días de embarazo, más específicamente de la segunda semana de embarazo. Recuerda que para calibrar tu ”calculadora del embarazo” las semanas no se cuentan desde la fecundación del óvulo sino desde el inicio del último ciclo menstrual de la madre.

Después de 2 semanas de embarazo, no hay embarazo

Es fundamental que entendamos esto puesto que, para lograr el embarazo, es muy importante mantener relaciones sexuales antes de la ovulación ya que los espermatozoides, para llegar al óvulo, demoran un tiempo y la vida media del óvulo es de 24 horas, mientras que la de los espermatozoides varía de 24 a 48 horas.

La fertilización, que en general ocurre entre las 12 y las 48 horas de producida la ovulación, es el momento en que se define el sexo de tu bebé, dependiendo éste de si el espermatozoide que logra entrar al óvulo tiene carga genética masculina o femenina.

Muchas mujeres intentan conocer la fecha exacta de su ovulación para poder manejar mejor la situación. Esto se puede saber aprendiendo a identificar los siguientes síntomas de ello, aunque no sobra aclarar que su fiabilidad es variable. 

El cambio en el mucus vaginal, que se vuelve parecido a la clara del huevo, menos espeso al tacto que lo habitual. La temperatura corporal, que aumenta con la ovulación

Te puede interesar