¿Por qué se le cae el pelo a mi bebé?

Es una pregunta muy frecuente en la consulta pediátrica y motivo de preocupación de las mamás y papás, al pensar que sus bebés pueden quedarse calvos.

Primero, es importante saber que al nacer los bebés tienen un pelo muy fino; algunos tendrán mucho, otros poco y otros practicamente nada, y cualquiera de los casos es completamente normal.

Lo más frecuente es ver alopecias (que es el término médico para definir la pérdida de cabello) en forma de "banda" en la región occipital, es decir en la parte trasera de su cabecita, y esto se debe sencillamente a la fricción continua de esa zona con el colchón o la almohada, pero a medida que tu bebé crezca, esté menos tiempo acostado, se mueva más y empiece a sentarse, se detendrá la pérdida de su pelo y comenzará a crecer más parejo. La edad normal en la que se da este tipo de alopecia en “banda” es antes de los 6 meses, de allí en adelante su pelito irá creciendo poco a poco.

También es muy habitual ver lo que denominamos "costras lácteas" que son una especie de escamas amarillentas que salen en el cuero cabelludo y que en ciertas ocasiones al caer producen también la caída del pelo, pero no te preocupes, es también normal y definitivamente ese pelo volverá a crecer.

Un caso menos frecuente es observar áreas del cuero cabelludo sin nada de pelito (alopecia), causada generalmente por hongos, lo cual sí requiere tratamiento antimicótico para curarse.

También puede haber pérdida de pelo en forma circular en pocas zonas que puede resolverse espontáneamente, pero en caso de que el cuadro persista o empeore en áreas más grandes, lo mejor es  acudir al dermatólogo pediatra para su tratamiento, que generalmente puede ser con corticoides tópicos o inyectables que se aplican directamente en el cuero cabelludo, o vitaminas como el complejo B y un mineral como el Zinc para fortalecerlo.

Por último existen niños (menores de  3 a 4 años)  que se halan los cabellos intensamente, y aunque lo hacen de forma inocente y muchas veces inconsiente, podrían quebrar su pelo y favorecer su caída. En estos casos es siempre mejor consultar con el pediatra ya que generalmente se debe a problemas tensionales del niño.

Una recomendación es no hacerle a tu bebé peinados como trenzas o cepillarlo enérgicamente ya que hala el pelito y puede ocasionar su caída.

Ante todo, quiero recomendarte que si tu bebé presenta pérdida de pelo después de los 6 meses, siempre consúltalo con el pediatra para descartar problemas nutricionales, relacionados con medicamentos, de índole médico o alguna lesión del cuero cabelludo. Eso sí, ten mucha paciencia ya que el crecimiento del pelo de los bebés que han presentado algún tipo de alopecia demorará algunos meses. Cada niño tendrá su ritmo de crecimiento,  pero no te preocupes que al final crecerá.

Dr. Fernando Sumalavia González

PEDIATRA


Te puede interesar

Unicef

Kimberly-Clark y UNICEF se asocian para ayudar a 2 millones
de bebés y niños pequeños en América Latina y el Caribe
 

Kimberly-Clark apoyará los Programas de UNICEF con una donación de $ 7.2 millones a través de Huggies® "Un Abrazo Para Cada Bebé"

6 de agosto de 2019 - Kimberly-Clark y UNICEF se han unido para mejorar la vida de casi 2 millones de bebés y niños pequeños en 16 países de América Latina y el Caribe. Durante los próximos tres años, la contribución de Kimberly-Clark por medio del programa global 'Un Abrazo Para Cada Bebé’ de Huggies® se utilizará para apoyar e incrementar las actuales iniciativas de Desarrollo de la Primera Infancia (ECD) de UNICEF en Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Perú, Paraguay y Uruguay.

En América Latina, donde un niño muere cada tres minutos de enfermedades prevenibles y el 50% muere en los primeros 28 días de vida, el acceso a servicios esenciales como salud, educación, programas de protección y entornos más amigables para el bebé es una necesidad critica que salva vidas.

"En Kimberly-Clark, estamos profundamente comprometidos a mantener a los bebés sanos, amados y seguros durante esos primeros momentos críticos en sus vidas", dijo Sergio Cruz, Presidente de Kimberly-Clark Latinoamérica. "al asociarnos con UNICEF para traer Un abrazo para cada bebé a América Latina, podemos fortalecer sus programas de Desarrollo de la Primera Infancia, que son vitales para salvar y mejorar la vida de los bebés".

A través de la asociación, los programas de Desarrollo de la Primera Infancia (ECD) de UNICEF podrán seguir creciendo para mejorar la vida de los niños y garantizar que los padres reciban apoyo y se comprometan en el cuidado y la paternidad positiva de sus hijos, que incluyen:

Asegurar que los bebés reciban servicios de calidad, incluida la atención neonatal.

Crear entornos amigables para los bebés en los hospitales y clínicas del área.

Capacitar a los trabajadores de primera línea para brindar servicios esenciales a los niños pequeños y sus familias para abordar las necesidades de los niños y garantizar que los padres reciban apoyo.

Asegurar que las familias tengan el apoyo necesario para cuidar a sus hijos y proporcionar un entorno enriquecido y seguro para el desarrollo infantil. 

"El desarrollo de los niños, especialmente durante sus primeros años, está influenciado por el apoyo de la familia y el entorno, junto con la accesibilidad y la calidad de los sistemas integrados de desarrollo de la primera infancia", dice Maria Cristina Perceval, Directora Regional de UNICEF. "Sin embargo, millones de niños en nuestra región se ven privados de la protección, la estimulación, la nutrición y la atención que necesitan para desarrollarse plenamente. Valoramos la confianza que Kimberly Clark ha depositado en UNICEF para que sigamos trabajando juntos para garantizar que cada niño no solo sobreviva, sino que también alcance su máximo potencial”.

La contribución de $ 7.2 millones es la más grande de la compañía para UNICEF hasta la fecha y representa su compromiso continuo para ayudar a los bebés a prosperar.

"UNICEF ha pasado 70 años trabajando para mejorar la vida de los niños y las familias de todo el mundo", dijo Juanita Pelaez Zambrano, Gerente General de Cuidado de Bebés y Niños de Kimberly-Clark. "Sabemos que más bebés y madres tendrán acceso a servicios esenciales de salud, asesoramiento y el apoyo que necesitan desde el principio gracias a la asociación con UNICEF".

Acerca de Huggies® Un Abrazo Para Cada Bebé

Un Abrazo Para Cada Bebé es uno de los mayores programas mundiales de impacto social establecido por Kimberly-Clark a través de su marca Huggies®. El programa comenzó en 2010 y tiene como objetivo ayudar a los bebés más vulnerables de la sociedad a recibir los abrazos y la atención que necesitan. Este cuidado se presenta en muchas formas, incluidas asociaciones hospitalarias que apoyan programas de abrazos voluntarios, asociaciones con ONGs que se centran en mejorar la atención de la salud materna y del recién nacido y donaciones de pañales y toallitas. En los últimos cinco años, casi 3 millones de bebés en Canadá, Estados Unidos, Israel, Australia, Vietnam, China e India se han beneficiado del programa.

Te puede interesar