Comprando una cámara de fotos

Es una opción maravillosa para atesorar recuerdos sobre los últimos meses del embarazo y la llegada del bebé.

Si está por nacer tu bebé, tal vez estás pensando en comprarte una cámara de fotos para registrar los primeros momentos del nuevo integrante de la familia. Si ya nació y todavía no tienes una, seguramente no ves la hora de poder compartir con todo el mundo la imagen de tu bebito. Pero como se trata de un producto relativamente costoso, quizás te encuentres pensando cómo y qué comprar exactamente. 


En primer lugar, revisa el presupuesto familiar y evalúa cuáles son tus posibilidades, cuánto puedes gastar en este momento, o si en realidad te conviene recurrir al crédito. A veces este tipo de compras, aunque terminen resultando más costosas tras la financiación, es conveniente hacerlas a crédito, porque acortan los tiempos de tener el objeto entre tus manos. Sin embargo, si dispones del efectivo necesario, definitivamente es preferible cancelar la cuenta de inmediato, y quizás hasta puedas conseguir un mejor precio con sólo solicitar un descuento.

A continuación, pregúntate cuáles son tus preferencias y necesidades: una cámara de fotos tradicional no es lo mismo que una digital, no tanto por el momento en que la vayas a usar como por las posibilidades de volver sobre esos registros a futuro.

Con una cámara tradicional, sacas las fotos, las mandas a revelar y las guardas en un álbum que puedes mirar y volver a ver sin más trámite. También puedes elegir algunas de tus fotos y rápidamente colocarlas en porta-retratos en el lugar preferido de la casa. Por el lado de los costos, tienes que pensar en el precio de los rollos y el revelado. Generalmente, te encontrarás con que de las 36 fotos del rollo, varias no salieron muy lindas.

Si optas por una cámara de fotos digital definitivamente ahorrarás al no tener que comprar rollos fílmicos ni pagar revelados. Además, puedes ver al instante si tu foto salió bien o mal, y en todo caso, puedes sacar otra sin perder la ocasión de inmortalizar ese momento especial con una buena foto.

Gracias al correo electrónico compartir imágenes de tu bebé con amigos y familiares, aun cuando estén lejos, resultará económico y sencillo con una cámara digital. Pero en contrapartida, ten en cuenta que precisarás una computadora para descargar las fotos, y si quieres llevar un álbum tradicional o colocar alguna en un portarretratos de todas maneras tendrás que llevar a imprimir en papel fotográfico al menos algunas de esas fotos, y que en ese caso representará un costo extra.

Te puede interesar

Unicef

Kimberly-Clark y UNICEF se asocian para ayudar a 2 millones
de bebés y niños pequeños en América Latina y el Caribe
 

Kimberly-Clark apoyará los Programas de UNICEF con una donación de $ 7.2 millones a través de Huggies® "Un Abrazo Para Cada Bebé"

6 de agosto de 2019 - Kimberly-Clark y UNICEF se han unido para mejorar la vida de casi 2 millones de bebés y niños pequeños en 16 países de América Latina y el Caribe. Durante los próximos tres años, la contribución de Kimberly-Clark por medio del programa global 'Un Abrazo Para Cada Bebé’ de Huggies® se utilizará para apoyar e incrementar las actuales iniciativas de Desarrollo de la Primera Infancia (ECD) de UNICEF en Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Perú, Paraguay y Uruguay.

En América Latina, donde un niño muere cada tres minutos de enfermedades prevenibles y el 50% muere en los primeros 28 días de vida, el acceso a servicios esenciales como salud, educación, programas de protección y entornos más amigables para el bebé es una necesidad critica que salva vidas.

"En Kimberly-Clark, estamos profundamente comprometidos a mantener a los bebés sanos, amados y seguros durante esos primeros momentos críticos en sus vidas", dijo Sergio Cruz, Presidente de Kimberly-Clark Latinoamérica. "al asociarnos con UNICEF para traer Un abrazo para cada bebé a América Latina, podemos fortalecer sus programas de Desarrollo de la Primera Infancia, que son vitales para salvar y mejorar la vida de los bebés".

A través de la asociación, los programas de Desarrollo de la Primera Infancia (ECD) de UNICEF podrán seguir creciendo para mejorar la vida de los niños y garantizar que los padres reciban apoyo y se comprometan en el cuidado y la paternidad positiva de sus hijos, que incluyen:

Asegurar que los bebés reciban servicios de calidad, incluida la atención neonatal.

Crear entornos amigables para los bebés en los hospitales y clínicas del área.

Capacitar a los trabajadores de primera línea para brindar servicios esenciales a los niños pequeños y sus familias para abordar las necesidades de los niños y garantizar que los padres reciban apoyo.

Asegurar que las familias tengan el apoyo necesario para cuidar a sus hijos y proporcionar un entorno enriquecido y seguro para el desarrollo infantil. 

"El desarrollo de los niños, especialmente durante sus primeros años, está influenciado por el apoyo de la familia y el entorno, junto con la accesibilidad y la calidad de los sistemas integrados de desarrollo de la primera infancia", dice Maria Cristina Perceval, Directora Regional de UNICEF. "Sin embargo, millones de niños en nuestra región se ven privados de la protección, la estimulación, la nutrición y la atención que necesitan para desarrollarse plenamente. Valoramos la confianza que Kimberly Clark ha depositado en UNICEF para que sigamos trabajando juntos para garantizar que cada niño no solo sobreviva, sino que también alcance su máximo potencial”.

La contribución de $ 7.2 millones es la más grande de la compañía para UNICEF hasta la fecha y representa su compromiso continuo para ayudar a los bebés a prosperar.

"UNICEF ha pasado 70 años trabajando para mejorar la vida de los niños y las familias de todo el mundo", dijo Juanita Pelaez Zambrano, Gerente General de Cuidado de Bebés y Niños de Kimberly-Clark. "Sabemos que más bebés y madres tendrán acceso a servicios esenciales de salud, asesoramiento y el apoyo que necesitan desde el principio gracias a la asociación con UNICEF".

Acerca de Huggies® Un Abrazo Para Cada Bebé

Un Abrazo Para Cada Bebé es uno de los mayores programas mundiales de impacto social establecido por Kimberly-Clark a través de su marca Huggies®. El programa comenzó en 2010 y tiene como objetivo ayudar a los bebés más vulnerables de la sociedad a recibir los abrazos y la atención que necesitan. Este cuidado se presenta en muchas formas, incluidas asociaciones hospitalarias que apoyan programas de abrazos voluntarios, asociaciones con ONGs que se centran en mejorar la atención de la salud materna y del recién nacido y donaciones de pañales y toallitas. En los últimos cinco años, casi 3 millones de bebés en Canadá, Estados Unidos, Israel, Australia, Vietnam, China e India se han beneficiado del programa.

Te puede interesar